Lo que aprendí de la pobreza

3198
Lo que aprendí de la pobreza

Lo que aprendí de la pobreza

  • Aprendí que antes de llevarse la cuchara a la boca, hay que dar gracias a Dios y pensar en quienes no tienen qué comer.
  • Aprendí que el dinero como tal no es bueno ni malo. Lo bueno o malo, es lo que hagamos con él.
  • Aprendí que el dinero no debe ser el fin, es tan solo un medio.
  • Aprendí que las personas no valen por lo que tienen en el bolsillo, sino por lo que tienen en el alma.
  • Aprendí que es ruin intentar comprar a las personas con dinero, eso es faltarle al respeto a la valía y a la dignidad del ser humano.
  • Aprendí a no ahorrar todo; pero a no gastar todo.
  • Aprendí que debemos consumir lo necesario; pues un día el derroche nos pasará la factura.
  • Aprendí el valor nutritivo de un grano de arroz, de un grano de lenteja, de un grano de maíz o de una gota de leche.
  • Aprendí que las cosas cuando se consiguen con esfuerzo, se disfrutan, se valoran y se cuidan al máximo.
  • De la pobreza aprendí que si se quiere salir de ella, hay que estudiar, trabajar con objetivos, ahorrar, aprender a administrar las finanzas, compartir con el que tiene necesidad.
  • Aprendí que el que da al pobre a Jehová presta.

 

Pastor: Vicente Arango

(También te puede interesar: Una derrota de por vida)

Deja un comentario