Y seas lleno del Espíritu Santo

1
2658
Y seas lleno del Espíritu Santo

Y seas lleno del Espíritu Santo

A veces decimos que queremos recibir el Espíritu Santo, pero no debemos pedir así, sino, ser llenos. Hablaremos sobre el tema: “Y seas lleno del Espíritu Santo”.

“Fue entonces Ananías y entró en la casa, y poniendo sobre él las manos, dijo: Hermano Saulo’’.

“El Señor Jesús, que se te apareció en el camino por donde venías, me ha enviado para que recibas la vista y seas lleno del Espíritu Santo”.

¿Qué es lo que nos confirma a nosotros que Pablo fue lleno del Espíritu Santo?

Cualquiera puede decir que está lleno del Espíritu Santo, pero cuando alguien realmente lo está, no tiene necesidad de decirlo, al contrario, los que están llenos del Espíritu Santo disfrutan tanto de esto, que quieren más.

Descubren de parte de Dios que hay más, y saben que tienen, pero, quieren y buscan, y se llenan aún más.

Este Pablo recibió el Espíritu Santo, pero a medida que fue conociendo el asunto, se fue llenando más.

Usted encuentra a Pablo diciendo que él es un apóstol, pero después dice “yo soy el menor de los apóstoles”.

A medida que se iba llenando del Espíritu Santo, se iba olvidando de los títulos, de las posiciones terrenales.

Cuando alguien se está llenando del Espíritu Santo, lo de aquí ya como que no le llama la atención, y pone la mirada en las cosas de arriba.

Para alguien que tiene al Espíritu Santo, las riquezas como que no les hacen tanto efecto, y por eso Dios los enriquece con su gracia.

Pablo a medida que fue creciendo en Dios, fue llenándose de Él.

Pablo le escribe a Timoteo y le dice “esta palabra es fiel y es digna de ser recibida por todos’’

“Que Cristo Jesús vino a salvar a los pecadores de los cuales yo soy el primero”.

Tú y yo necesitamos ser llenos, no podemos conformarnos con tenerlo solamente.

Síguenos en Facebook Generación Pentecostal

El que está lleno del Espíritu Santo depende de Él, vive por Él, vive para Él, ni siquiera las circunstancias adversas lo hacen devolverse.

Te puede interesar: El Espíritu Santo en las misiones

Al igual que Job y muchos hombres de Dios se mantuvieron y perseveraron.

Nadie ha podido lograrlo por sus propias fuerzas, pero con el Espíritu Santo ha sido posible mantenerse.

Quizás a muchos les han diagnosticado su caída, pero aquí no hay secretos, tú lo que tienes que hacer es meterte en Dios y que Él te llene.

Tienes que llenarte, porque de lo contrario van a venir eventos a tu vida que no vas a saber cómo enfrentarlos, a menos que estés lleno del Espíritu Santo.

Hay situaciones en la vida que uno jamás está preparado para ellas, y mucho dicen ¿Por qué a mí? Y empieza un reproche, una queja, y algunos a veces hasta reniegan.

Suscríbete a nuestro Canal de Youtube

Pablo entendió tanto esto, que cuando le escribe a la iglesia dice “estoy orando para que sean llenos de toda la plenitud de Dios” eso suena fantástico para algunos, pero no es una fantasía.

Esta generación está llena de grandes hombres llenos de conocimientos, oratorias y una cantidad de cosas, fácilmente se pueden parar de tras de pulpitos y conquistar masas, pero esta generación demanda hombres llenos del Espíritu Santo.

Te necesitamos lleno del Espíritu Santo, porque te dota de unas capacidades made in cielo.

Con una sola palabra que digas lleno del Espíritu Santo, puedes salvar una vida, una familia entera, mientras que tantos conocimientos que has adquirido a lo mejor pueden lograr algo, pero estamos instruidos para ser parte de una patria celestial.

Algunos hablan de la llenura del Espíritu Santo, como algo que hizo parte de la historia, el Señor hermosea el rostro con la salvación, eso es gracia de arriba, eso viene de allá.

Tú y yo necesitamos llenarnos, no podemos conformarnos con oír, ni con ver cómo Dios se manifiesta en la vida de otros, tiene que pasar algo, tenemos que hacer algo.

Tenemos una generación muy facilista, tenemos que ser ambiciosos de la presencia de Dios, si alguien ama la llenura del Espíritu Santo, ama la palabra, busca, lee, escudriña, pregunta si no sabe.

Dios quiere y está levantando para este momento una generación llena del Espíritu Santo.

No hay excusa para llenarnos porque es para todos, está dado ya, desde que se abrió, nadie lo ha cerrado.

Desde el día de pentecostés, ha habido abundancia del Espíritu Santo, sino que nosotros a veces nos dormimos.

SUSCRÍBETE

Únete a más de 5.000 personas que ya reciben contenidos exclusivos.
Sólo ingresa tu correo electrónico en el campo de abajo y espera el correo de confirmación.

La Biblia dice “No apagues al Espíritu Santo con que fuisteis sellado para el día de la redención”.

Eso quiere decir que somos tú y los que lo apagamos.

El diablo puede venir con sin número de extintores para poder apagar el fuego.

Pero este fuego viene de arriba, esto no se consume, está intacto.

Esta generación nos espera, hay violencia, drogadicción, corrupción moral, familias destruidas, el mal está haciendo estragos afuera

Este mundo está esperando que se levante una generación con soluciones de verdad, no con cuentos fantásticos, ni con sensacionalismo, porque eso no se soluciona así.

Llenémonos del Espíritu Santo para que Dios nos use, y podamos ser de bendición para todo el que se nos cruce en el camino.

Por: Jorge Elías Simanca

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.