Los 4 puntos cardinales de la doctrina apostólica

Los 4 puntos cardinales de la doctrina apostólica

Los 4 puntos cardinales de la doctrina apostólica

“Sepa, pues, ciertísimamente toda la casa de Israel, que a este Jesús a quien vosotros crucificasteis, Dios le ha hecho Señor y Cristo”. Hechos 2:36. Hoy desarrollaremos el tema: “Los 4 puntos cardinales de la doctrina apostólica”.

“Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos”. Hechos 4:12.

Cuando Jesucristo vino a este mundo, aquí había un problema bien grande.

La Biblia dice, que cuando no había rey en Israel cada quien hacía lo que quería.

Este mundo esta desorganizado porque Dios cuando hizo al hombre y el hombre no es cualquier criatura, lo hizo señor de esta tierra a Adán y a Eva.

Y dijo Dios: Aquí les entrego esta creación extraordinaria para que señoreen sobre todo y los dejó encargados y cuando regresó lo recibió en la puerta otro.

Y Dios le pregunta ¿usted quién es?… Yo soy el señor diablo.

Pero Dios no respeta ladrones, ni usurpadores y Dios nunca le reconoció al diablo ningún señorío porque él le dio esta tierra a Adán, pero Adán fracasó.

Pero dijo Dios: Yo puedo hacer otro Adán y lo hizo, resulta que el segundo Adán vino reforzado porque al primero lo habían engañado.

También te puede interesar: El hombre en el huerto del Edén

Él mismo se hizo Adán.

Síguenos en Facebook Generación Pentecostal

Y vino a este mundo a recuperar las llaves que le habían robado y el diablo cogió al primer Adán y lo engañó, pero Dios le dijo al diablo, que Eva iba a traer de su simiente otro hombre que lo iba a vencer.

Pero cuando el diablo vio al segundo Adán y creyó que era fácil eliminarlo, no tenía ni 2 años cuando lo mandó a matar, pero no pudo. Entonces se le creció y dijo el diablo, a este lo voy a ridiculizar.

Y dijo, ponle una señora con fiebre para que se avergüence y Jesucristo dijo, fiebre fuera, y quedó sana.

Luego dijo, ponle un señor con la mano mala y el señor dijo, estírela y le arregló la mano.

Y dijo, ponle un leproso y Jesús le dijo, limpio y así fue.

Y le puso un muerto y Jesús le dijo, levántate y se levantó.

El problema que Cristo tenía es que todo comenzó con una historia insólita, cuando una jovencita dijo que estaba embarazada del Espíritu Santo y ni José le creía; ella no tenía cómo probar eso, nunca se ha visto que una mujer se embarace sola.

Aunque José tuvo una experiencia con un ángel le dijo a María, que no la tocaría hasta que le niño naciera y dice la Biblia que no la tocó, le dio su nombre y apellido y se cubrió la vergüenza.

Suscríbete a nuestro Canal de Youtube

Un día se formó una discusión con Jesús y cuando los judíos vieron que perdían, lo atacaron para avergonzarlo y le dijeron, nosotros tenemos un padre y no somos hijos de fornicación pero tú; ni sabemos quién es tu padre.

Y Jesús le dijo, ustedes son hijos del diablo… y el diablo dijo, a este lo tengo que matar.

Entonces vinieron los enviados del diablo para matarlo y al fin lo llevaron al calvario y lo mataron.

El primer efecto de la muerte de Cristo es que a los 3 días que su mamá y otras señoras fueron a llevarle especies aromáticas para el cuerpo de Jesús.

Vea también: Las doctrinas proceden de la muerte sepultura y resurrección de Jesús

Cuando llegaron la tumba estaba vacía, había un señor parado y ellas le dijeron; usted se llevó al cuerpo, díganos ¿A dónde se lo llevó?.

Y les dijo, al que buscan no está muerto, está en el pueblo. “Que fue declarado Hijo de Dios con poder, según el Espíritu de santidad, por la resurrección de entre los muertos”. Romanos 1:4.

Se levantó de la tumba y después de un encuentro con sus discípulos les dijo una cosa grande, ya tengo las llaves del infierno y de la muerte. “Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra”. Mateo 28:18.

SUSCRÍBETE

Únete a más de 5.000 personas que ya reciben contenidos exclusivos.
Sólo ingresa tu correo electrónico en el campo de abajo y espera el correo de confirmación.

Los 4 puntos cardinales de la doctrina apostólica.

Uno de los puntos cardinales de esta doctrina apostólica es que Jesucristo es el Señor, el que tiene toda autoridad, el Rey de Reyes, el soberano de todos los reyes de la tierra.

Otro punto cardinal él lo hizo Señor y Cristo, la palabra “Cristo“, quiere decir, “ungido“.

Así que él fue hecho Señor y el ungido es aquel en quien está la gracia, el que tiene los dones, aquel en quien se mueven todas la virtudes del Dios todo poderoso.

Él fue constituido en el canal, “Porque hay un solo Dios, y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre”. 1 Timoteo 2:5.

Dios está a la distancia de una oración hasta nuestros pensamientos él los oye. “Pues aún no está la palabra en mi lengua, Y he aquí, oh Jehová, tú la sabes toda”. Salmos 139:4.

Otro punto cardinal Cabeza del ángulo pieza principal.

Otro punto cardinal y en ningún otro hay salvación. Solo Cristo salva porque hay un Dios y así mismo un mediador.

Porque “Os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un Salvador, que es CRISTO el Señor”. Lucas 2:11.

“Aquella luz verdadera, que alumbra a todo hombre, venía a este mundo”. Juan 1:9.

Por: Alvaro Torres

 

Total Page Visits: 144 - Today Page Visits: 1