Por qué se destruyen los matrimonios cristianos

0
173
Por qué se destruyen los matrimonios cristianos

Por qué se destruyen los matrimonios cristianos

Pablo, indica a los Corintios que es mejor al hombre no tocar mujer, esto debido a una carta que le habían escrito. Hablaremos del tema: “Por qué se destruyen los matrimonios cristianos”.

Parece ser que su respuesta es debido a problemas que estaban sucediendo en las parejas de ese lugar.

Pero él mismo dice, que a causa de la fornicación es mejor que cada hombre tenga su mujer y cada mujer tenga su hombre.

Pablo es claro y les dice, que en el matrimonio hay dificultades; no es un secreto para nadie que hombres y mujeres pensamos diferente, y esto en la convivencia trae dificultades.

No hay un manual específico donde se enseñe a quienes se van a casar sobre el matrimonio.

Vea también: Por qué hay problemas en el matrimonio

No hay una fórmula exacta para llevarlo a cabo y ser feliz, la escuela del matrimonio es la constante práctica en él.

¿Por qué se destruyen los matrimonios?

1. Una de las razones de grandes dificultades

Tiene que ver con los inicios de una relación y podríamos usar para esto, esa frase muy popular que dice: “lo que comienza mal, termina mal”.

No se puede levantar un edificio sin un fundamento o unas buenas bases, así mismo es el matrimonio, algo tan grande y para toda la vida, debe tener buenos cimientos.

Existen parejas que se casan sin estar enamorados, algunos por arreglar su vida económica y otros obligados por sus padres o familiares, es muy posible que estos matrimonios fracasen, ya que se inició mal.

Existen también parejas que su diferencia de edad es mucha y no tienen el mismo nivel de madurez, mañana más tarde esto trae graves problemas.

Recordemos un punto muy importante y son las uniones desiguales en la fe.

Síguenos en Facebook Generación Pentecostal

“No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿Qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?” 2 Corintios 6:14.

Debemos saber obedecer la palabra del Señor, cuando él dice no, debe ser no y será por nuestro bien.

Lo que mucho parece que no entendieran y no fuesen consientes realmente, es que el matrimonio Dios lo instauró de por vida, será hasta que la muerte los separe y muchos toman esto a la ligera.

En estas épocas se cree que un divorcio es la solución a todo, tengamos mucho cuidado de llegar a pensar así, porque nuestra salvación no es un juego, así como no lo es tampoco el matrimonio.

Otra de las razones que dan respuesta a la pregunta del tema de hoy: Por qué se destruyen los matrimonios es:

2. No se respeta el derecho del otro

Comúnmente esto se logra percibir en el trato del hombre hacia la mujer, pero no podemos generalizar y debemos mencionar que también hay mujeres con estos tipos de comportamientos.

Parece que después de un tiempo muchos ven a su pareja como un objeto que no tiene sentimientos o que no puede tomar decisiones básicas por sí misma.

También puedes leer: El matrimonio solo para científicos

Y aquí se mal interpreta o tergiversa cuando Dios ordena a la mujer extra sujeta.

Muchos hombres creen que pueden y deben dominar a sus esposas y no es así; olvidamos que cada uno tiene gustos y pensamientos propios y esto como pareja es muy importante.

Debemos aprender a que somos diferentes y es que es muy importante para la convivencia aprender a respetar.

3. Dejar de dialogar

En el noviazgo, la mayoría de enamorados tienen una actitud de tolerancia y comprensión, y las diferencias las arreglan con buen diálogo, pero al casarse olvidan esto.

SUSCRÍBETE

Únete a más de 5.000 personas que ya reciben contenidos exclusivos.
Sólo ingresa tu correo electrónico en el campo de abajo y espera el correo de confirmación.

Por qué se destruyen los matrimonios cristianos.

En la convivencia se hacen notorias las diferencias y hay quienes reemplazan el diálogo por gritos.

Incluso hay quienes demoran días sin hablarse disgustados, dañando lentamente la comunicación y esto a su vez, el matrimonio.

Es importante que se mantengan esos halagos y esa pasión en el noviazgo se tenía, donde se decían siempre cosas bonitas.

En el matrimonio todos los días debemos enamorar a nuestra pareja y que pasen los años, y se mantenga eso.

También te puede interesar: Para qué el matrimonio, para qué se hizo

Existen más factores que dan respuesta al por qué se destruyen los matrimonios, pero nunca olvidemos poner a Dios en el centro del hogar y de la relación.

Si somos fieles a él y a su palabra, seguramente aunque vengan las dificultades el matrimonio permanecerá.

Dios siempre será el motor de la familia y él quiere que se cumpla el propósito del matrimonio.

Si una pareja examina que le hace daño, en qué aspectos está faltando y decide entregar su relación al Señor, puede salir adelante y en victoria.

Pastor: Carlos Hoyos

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.