El porqué de las pruebas

1
2614
El porque de las pruebas

El porqué de las pruebas

El porqué de las pruebas es una de las cosas que a veces el cristiano no entiende y lo angustia.

Las personas generalmente cuando pasan por algo duro dicen ¿Qué pasa conmigo? Yo he recibido el Espíritu Santo.

Voy a culto, pago mis diezmos, colaboro con mis ofrendas, busco a Dios ¿Por qué me viene esto? Y muchos dicen ¿Por qué a mí?

Los cristianos tienen una dificultad de entender eso y como salimos de unas creencias.

Entonces nos damos unas respuestas que no están avaladas por la Biblia, pero sí están de acuerdo con lo creíamos antes.

Entonces decimos: ¡Hay que sufrir porque si uno no sufre no crece! y no falta el teólogo hecho en casa que dice:

¡Hermano, es que Dios lo está probando para ver si usted lo ama, para ver qué hay en su corazón!

SUSCRÍBETE

Únete a más de 5.000 personas que ya reciben contenidos exclusivos.
Sólo ingresa tu correo electrónico en el campo de abajo y espera el correo de confirmación.

El porqué de las pruebas.

O si no le dicen al hermanito que si tiene algún pecado oculto, que lo confiese.

Las personas quedan confundidas porque a veces uno se examina y uno no se encuentra que haya hecho algo pecaminoso.

Vea también: Pruebas que Jesús resucitó

Dios descendió al huerto y dijo: Adán ¿Dónde estás? Y usted cree que sabía Dios o no.

¿Dónde estaba Adán? Dios sabe todo porque es omnisciente, si Dios sabe todo ¿Por qué le preguntó a Adán, dónde estaba?

Entonces Adán dijo: “Señor, es que sentí tu presencia y tuve miedo, me dio vergüenza porque estoy desnudo, Dios le dijo: ¿quién te enseñó que estabas desnudo? ¿Será que comiste de ese árbol que yo te dije que no comieras?”

¿Sabía Dios que había comido o no sabía? Entonces ¿Por qué le está preguntando? Lo más difícil para el hombre es confesar su pecado y Dios en su misericordia nos ayuda.

La Biblia dice: “Todavía no está la palabra en mi boca y ya tú la sabes toda”.

La Biblia dice que no tenía necesidad que nadie le diese testimonio de lo que hay en el hombre porque él sabía lo que hay en el corazón del hombre, Dios lo sabe todo.

Se encontró con un hombre que era su discípulo y le dijo: “Pedro ¿tú me amas?, él dijo: Sí Señor, te amo”, el Señor le volvió a preguntar a Pedro si lo amaba y él una vez más le afirma que lo ama.

Pero el Señor le pregunta un vez más, “Pedro ¿me amas? Y Pedro le dijo: Señor, tú sabes todas las cosas, tú sabes que yo te amo”.

Dios es omnisciente y lo sabe todo, la gente que hace investigaciones es porque no sabe, entonces para descubrir lo que han hecho empiezan a buscar y a preguntar, pero Dios a ¿Quién le va a preguntar si él lo sabe todo?

Dios sabe todo lo que tú has hecho, cuando él te dice que confieses tus pecados no es para saberlo, es para ayudarte a que tú abras tu corazón y le digas la verdad por una vez en la vida.

Es más, Dios sabe lo que vas hacer mañana, mucho más lo que hiciste ayer.

Dios no los está investigando, esas teorías nos han traído inseguridad, nos han hecho que nos cuestionemos si estamos salvos o no y ahora se han inventado otras teorías más.

Que cuando a una persona pasa por muchas dificultades es porque anda maldito porque la gente no puede aceptar que le pasen cosas como a todos los mortales.

Recordemos que estamos desarrollando el tema: El porque de las pruebas.

Dios lo sabe todo, la Biblia dice, que él puede ver el final desde el principio, el tiempo para Dios no existe.

El tiempo es una medida material que solo existe para los hombres pero para Dios no hay tiempo.

Entonces ¿por qué viene la prueba? Las cosas no se prueban para mostrar que están malas.

El que somete a prueba las cosas que tiene es porque sabe que están buenas, usted no somete a prueba lo que sabe que se va a perder.

No es el diablo el que empieza, la gente dice: es que el diablo es el acusador, es verdad, pero aquí él no vino a acusar a nadie, es que Dios había convocado a una reunión y el diablo está sujeto aunque no lo crea.

Le dijo: mañana a las 8 y a las 8 estaba con el cuadernito a hacer la tarea ¿usted cree que el diablo quería ir a esa reunión? no, él ha sido rebelde toda la vida pero tenía que ir.

Vea también: Tenemos una esperanza viva

Job fue probado y fue cayendo, cayendo, angustiado, desesperado, llegó al fondo, cuando llegó al fondo parece que ese estado le dio una visión diferente de la vida, miró hacia arriba y dijo:

“Esta carne se me está deshaciendo pero yo sé que mi redentor vive y yo sé que se levantará del polvo y yo sé que le veré con estos ojos y no otros”.

Esa fea la peor bofetada que le han dado al diablo en años, ese hombre cuando llegó al fondo fue cuando resultó más poderoso.

Dios sabía que iba a ser así, sabía cómo iba a terminar todo, la calidad que tenía Job, que era firme en su fe en Dios.

La Biblia dice que nuestro Dios no permitirá que seamos tentados más allá de lo que podemos soportar.

Tú vas a resistir, ningún cristiano se va a caer por ninguna prueba porque no permitirá que el diablo.

Ni demonio, ni el mundo te toquen más allá de lo que tú puedes soportar, así que eso que estás pasando tú lo soportarás.

Suscríbete a nuestro Canal de Youtube

El porqué de las pruebas.

Esto lo dice la Biblia, y la Biblia no está jugando con nosotros, esta salvación no está hecha para hacer un experimento, esta salvación Dios sabe que funciona perfectamente.

También puedes leer: La salvación demostrada a través del buen samaritano

¿Si Dios no tenía que saber nada, entonces para qué la prueba? Porque se ve que Dios lo sabía todo, en este trío hay uno que lo sabe todo y hay 2 que no lo saben.

El diablo y Job, ellos no sabían, el diablo no lo sabe todo, hay hermanos que hablan como si el diablo lo supiera todo y no es así, el único que lo sabe todo es Dios.

El diablo tenía que saber que aunque él crea que no, hay millones de hombres que le sirven a Dios, sola y exclusivamente porque Dios es Dios, aunque no reciban nada.

La Biblia dice, “Aunque me maten confiaré en él”.

El diablo tiene que saber que nosotros no le servimos a Dios porque nos de plata porque a veces cuando hemos tenido menos dinero es cuando mejor le hemos servido.

Cuando hemos estado con el bolsillo sin un solo peso hemos estado más cerca de aquel que nos salvó.

Nosotros los hijos de Dios no necesitamos tener el bolsillo lleno porque nuestro papá lo tiene triplemente lleno, todo es de mi Cristo por él y para él.

Dios no estaba investigando a Job, Dios le estaba diciendo al diablo, satanás.

Tú dejaste lo mejor que te di pero hay gente que me sirve a mí sin que le de nada.

Y aunque le quites todo, aunque lo mates seguirán adorándome, glorificándome y proclamándome, pero Job tampoco sabía, así que Job tenía que saber lo que él mismo no sabía.

La vida nuestra es una vida humana, a veces uno pasa por dificultades y cree que no va a soportar, el cáncer llega a otras casas menos a la tuya.

Síguenos en Facebook Generación Pentecostal

Pero el día que llega a tu casa tú no sabes qué hacer, entonces empieza un proceso duro.

Tengamos en cuenta que estamos desarrollando el tema: El porque de las pruebas.

Cuando las cosas te llegan, tú a veces crees que tienes fe y lo que tienes es miedo, no fe.

Miedo de enfrentarte a algo que sabes que es muy duro y quisiéramos como los niños, salir corriendo.

Piensas que se te viene el mundo abajo y tú no vas a poder soportar esa prueba tan dura que te estás viniendo.

Entonces es que uno empieza a descubrir que tiene algo que no sabía que tenía.

“El da esfuerzo al cansado, y multiplica las fuerzas al que no tiene ningunas. Los muchachos se fatigan y se cansan, los jóvenes flaquean y caen…”

“Pero los que esperan a Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán alas como las águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán”.

La Biblia dice “Diga el débil, fuerte soy”.

Un día entendimos que la salvación no solo era ir al culto cantar, descubrimos que esta salvación es una armadura poderosa que nos sostiene en la vida diaria.

Que nos ha dado firmeza, fe, esperanza, ese día es un día glorioso, cuando el hombre entiende lo que tiene.

La gente no se cae por los problemas, la gente se cae porque anda volando bajo, hay que volar alto, hay que subir, en la medida en que tú sabes.

Los problemas se hacen más pequeños, cuando tengas un problema grande, sube, hazlo pequeño subiendo.

Las pruebas vienen es para que sepas que esta salvación es muy grande.

Pastor: Álvaro Torres

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.