Muertos para el pecado pero vivos para Dios

0
150
Muertos para el pecado pero vivos para Dios

Muertos para el pecado pero vivos para Dios

Estar influenciado del Espíritu Santo es sumamente importante para un cristiano y en ocasiones hay problemas internos que no dan lugar a esto. Hablaremos sobre el tema: “Muertos para el pecado pero vivos para Dios”.

“Pero si Cristo está en vosotros, el cuerpo en verdad está muerto a causa del pecado, más el espíritu vive a causa de la justicia” Romanos 8:10.

También puedes leer: Jóvenes llenos del poder de Dios

Si hay algo de lo que debemos estar convencidos, es que Jesús aun llena con su poder.

Algunos se desmotivan y creen que nunca tendrán esta maravillosa experiencia, pero ese regalo ya está dado, debemos solo recibirlo.

Quien no ha tenido esta experiencia, debe examinarse y preguntarse ¿Qué no me deja recibir el Espíritu Santo? Porque se necesita que Cristo more en nosotros.

Cualquier problema, las tentaciones, las amenazas, las dudas, los temores y hasta la muerte no pueden resistir el poder de Dios, el poder que todos necesitamos.

Síguenos en Facebook Generación Pentecostal

Recordemos a David, mataba osos, mataba leones, era el cantor de Israel; pero por un tiempo tenía un pecado interno, adulteró con una mujer.

Pero si el poder del Espíritu Santo está en nosotros avivado, podemos vencer tentaciones; quizá hay algo que está escondido en ti, alguna atadura que impide que seas lleno, pero hoy puedes ser libre.

A Cristo no se tiene solo de boca, no somos cristianos solo por un título, debemos estar llenos, completamente llenos y poner ese poder depositado por él, en acción.

Vea también: El poder de Dios cambia vidas

  • Hay vivos muertos, es decir, personas que tienen muchas cosas material e intelectualmente hablando, pero no tiene a Cristo en su vida.

“Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados” Efesios 2:1.

Éramos muertos, pero Dios por su poder nos ha dado vida y en abundancia, una vida eterna; hoy por gracia somos salvos.

  • También hay muertos vivos: muertos al pecado, pero vivos para Dios, como dice en las escrituras.

    SUSCRÍBETE

    Únete a más de 5.000 personas que ya reciben contenidos exclusivos.
    Sólo ingresa tu correo electrónico en el campo de abajo y espera el correo de confirmación.

    Nos agrada lo de Dios, nos llena y satisface, pero es por su poder en nosotros, por eso, es importante ser llenos con este poder.

  • Existen muertos que se hacen pasar por vivos: Son hombres y mujeres dentro de la iglesia que se hacen llamar cristianos, pero sus obras son de impíos.
  • Encontramos a quienes están muertos, pero parecen vivos: Hombres que hablan con honestidad, que son de bien, que no tienen vicios, pero que aún no conocen la verdad de Jesús.

“…Yo conozco tus obras, que tienes nombre de que vives, y estás muerto” Apocalipsis 3:1.

Claramente como verdaderos cristianos, debemos ser muertos para el pecado, pero vivos para Dios.

También puedes leer: Cómo vivir una vida cristiana conforme a Dios

¿Qué no deja recibir el Espíritu Santo?

No hacer morir lo terrenal en nuestras vidas: fornicación, impureza, malos deseos y avaricia; Pedro nos dice, que debemos abstenernos de los deseos carnales.

Si estas luchando con la carne, debes alimentarte más de Dios, para que él habite en ti y seas su templo.

Pero él no habita en templos sucios, él mora donde hay un corazón sediento solo de él, de su palabra, de su poder.

Es fundamental ser llenos con el Espíritu Santo.

Hoy la invitación es que quien aún no haya vivido esta experiencia, se inquiete y busque esta llenura, y a quienes lo tenemos, mantenerlo avivado, alimentarnos solo de Dios.

Por: Jairo Infante

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.