Que ninguna doctrina falsa te mueva

0
381
Que ninguna doctrina falsa te mueva

Que ninguna doctrina falsa te mueva

Siempre el motivo de nuestros cultos y de estar en este camino es Jesús, que ninguna doctrina falsa te mueva a él siempre se le rinde adoración.

Desde que estaba en el pesebre, ya era el Señor, si usted analiza el libro de los profetas, ellos indagaron diligentemente para conocer acerca de esto.

Es así como Dios por medio de Isaías en un tiempo en que el rey Acaz estaba pasando por un apuro él le dice:

“Habló también Jehová a Acaz, diciendo: Pide para ti señal de Jehová tu Dios, demandándola ya sea de abajo en lo profundo, o de arriba en lo alto’’.

“Y respondió Acaz: No pediré, y no tentaré a Jehová. Dijo entonces Isaías: Oíd ahora, casa de David. ¿Os es poco el ser molestos a los hombres, sino que también lo seáis a mi Dios?’’

“Por tanto, el Señor mismo os dará señal: He aquí que la virgen concebirá, y dará a luz un hijo, y llamará su nombre Emanuel. Comerá mantequilla y miel, hasta que sepa desechar lo malo y escoger lo bueno’’ Isaías 7:10-15.

También puedes leer: Nadie nace siendo cristiano

Vemos que cuando se cumplió el tiempo, un hombre temeroso notó que su esposa estaba en cinta y él no la había tocado, entonces esa persona dijo: “ese bebé no es mío’’.

José estaba muy seguro porque para que no se presenten dudas, no hay que tocar a la mujer antes del matrimonio.

Entonces este hombre amaba tanto a María que pensaba dejarla en secreto y no lo quería dar mala fama.

Pero a José se le apareció un ángel en un sueño: “José, hijo de David, no temas recibir a María tu mujer, porque lo que en ella es engendrado, del Espíritu Santo es. Y dará a luz un hijo, y llamarás su nombre JESÚS, porque él salvará a su pueblo de sus pecados’’.

“Todo esto aconteció para que se cumpliese lo dicho por el Señor por medio del profeta, cuando dijo: He aquí, una virgen concebirá y dará a luz un hijo, Y llamarás su nombre Emanuel, que traducido es: Dios con nosotros’’.

“Y despertando José del sueño, hizo como el ángel del Señor le había mandado, y recibió a su mujer’’ San Mateo 1:20-24.

O sea, que Jesús el salvador, es Dios con nosotros, entonces parece ser que había mucha oscuridad en ese tiempo.

Porque en el capítulo 8 termina diciendo, que si piden ley al testimonio es porque aún no les ha amanecido, y el versículo 9 empieza diciendo “no habrá para siempre oscuridad’’.

El pueblo que andaba en tinieblas, vio gran luz, los que moraban en tierra de sombra de muerte, luz les resplandeció.

También te puede interesar: Si Cristo no muere y resucita no hay iglesia

Porque Dios con su pesado yugo venció todo mal y oscuridad que agobiaba en ese tiempo.

El niño que iba a nacer era el Dios fuerte y el padre eterno, y recibe el titulo de “hijo’’, porque nació, y es que, lo que no nace, se le llama de otra forma.

Hay otra escritura que quiero mencionarte, porque es importante que sepamos por qué seguimos a Jesús, qué es lo que creemos, para que ningún viento de doctrina falso, te mueva de donde estás.

Dice la palabra de Dios: “Pero tú, Belén Efrata, pequeña para estar entre las familias de Judá, de ti me saldrá el que será Señor en Israel; y sus salidas son desde el principio, desde los días de la eternidad’’.

“Pero los dejará hasta el tiempo que dé a luz la que ha de dar a luz; y el resto de sus hermanos se volverá con los hijos de Israel’’.

Síguenos en Facebook Generación Pentecostal

Que ninguna doctrina falsa te mueva.

“Y él estará, y apacentará con poder de Jehová, con grandeza del nombre de Jehová su Dios; y morarán seguros, porque ahora será engrandecido hasta los fines de la tierra’’ Miqueas 5:2-4.

En estos versículos, vemos reflejado que están hablando del Señor, y es que, cuando se cumplió el tiempo en que Jesús iba a nacer.

El imperio romano decretó que todas las familias tenían que empadronarse en el lugar del cual eran.

Así que, como José era de la casa de David y María su esposa, subieron a Belén.

Yendo allá, se sobrevino en esta mujer los dolores de su embarazo para dar a luz, y entonces en un pesebre nació Jesús.

Vea también: Antes de ir a lo espiritual debemos empezar por Belén

No porque los hombres malos lo pusieron allí, sino porque él ya había escogido nacer allí.

Resalto esto porque hay muchos predicadores e incluso canciones, diciendo que los hombres malos lo mandaron a colocar allí.

Los hombres pueden ser muy malos, pero por muy malos que sean, ellos no obligan al Señor hacer nada.

Él mismo fue el que hizo que el imperio romano decretara un censo, para poder nacer donde ya Dios lo había escogido.

SUSCRÍBETE

Únete a más de 5.000 personas que ya reciben contenidos exclusivos.
Sólo ingresa tu correo electrónico en el campo de abajo y espera el correo de confirmación.

Que ninguna doctrina falsa te mueva.

Hay un pasaje en el libro de Malaquías que quisiera dejártelo por aquí, recordándote que este libro no habla solamente de diezmos, también tiene temas sobre el Señor Jesús.

Dice así la palabra de Dios: “He aquí, yo envío mi mensajero, el cual preparará el camino delante de mí; y vendrá súbitamente a su templo el Señor a quien vosotros buscáis, y el ángel del pacto, a quien deseáis vosotros. He aquí viene, ha dicho Jehová de los ejércitos’’.

“¿Y quién podrá soportar el tiempo de su venida? ¿o quién podrá estar en pie cuando él se manifieste? Porque él es como fuego purificador, y como jabón de lavadores’’ Malaquías 3:1-2.

También puedes leer: La causa más grande del mundo

Por eso, cuando Juan empezó a predicar, eso fue lo que dijo: “yo soy la voz de uno que clama en el desierto, preparad camino al Señor’’.

Y es por eso, que cuando vio que el Señor iba pasando dijo: “Aquí está el escogido de Dios, el que quita el pecado del mundo’’.

Hermano, yo le invito que anote estos versículos y los estudie profundamente en casa, no podemos ser cristianos de nombre solamente y no estar fundamentados en el Señor.

Por: Fernando Sierra

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.