Si ser cristiano te avergüenza pierdes el tiempo en la iglesia

0
386
Si ser cristiano te avergüenza pierdes el tiempo en la iglesia

Si ser cristiano te avergüenza pierdes el tiempo en la iglesia

Quizás haya gente en el mundo que sea mejor que nosotros, grandes oradores, con mejores destrezas y muchas más cualidades, pero a Dios no lo impresiona cualquier cosa. Hablaremos del tema: “Si ser cristiano te avergüenza pierdes el tiempo en la iglesia”.

Dios no quiso a esas mejores personas, sino que “De lo vil y lo menospreciado tomó Dios del mundo” ese es Dios “Para avergonzar a los sabios”.

“Más vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido por Dios, para que anunciéis las virtudes de aquel que os llamó de las tinieblas a su luz admirable”.

Todo esto cuando a Dios le plació sacar del mundo un pueblo.

Por eso, no me da pena adorar a Jesús, no me da pena cantarle donde esté, si usted se avergüenza de ser lo que es, está perdiendo el tiempo en la iglesia porque usted hace parte del linaje.

Hace parte de un pueblo especial y el mundo tiene que saberlo, que aunque allá haya gente mejor que usted ¿Qué importa?, a Dios le plació en su gracia y misericordia que fuera usted.

No es un asunto, que si alguien le gusta cómo predica o no, es que Dios lo quiso así.

Hay gente que se mete en unos problemas y dice: “a mí no me gusta cómo canta la hermana fulana”, desconociendo que aquí no cantamos para usted.

Dios hace unas cosas bonitas, donde usted me ve, un día me pusieron en el boletín “por favor, no recibirlo más en la escuela, porque es un problema para la sociedad”.

No me alegro de eso, pero lo que me da alegría es que cuando yo era el problema para la sociedad, Dios dijo: venga mijo, a mi sí me sirve.

Dios hace lo que quiere, cuando quiere y con quien quiere, por eso, hermano querido, en esta iglesia.

Somos un grupo selecto que Dios en su gracia y no porque éramos los mejor, nos escogió.

También te puede interesar: Dios no se equivocó contigo

Hay gente que canta mejor que usted, gente que toca mejor el instrumento que usted.

Pero esto no es del que quiere, ni del que corre, sino de quien Dios tenga misericordia y a quien Dios se lo quiera revelar.

Cuando Dios toma la vida de un hombre, cuando Dios toma tu vida, es cuando ella tiene sentido, es cuando tiene valor, es cuando hay razones.

Muchos pueden de decir, que sí o no, pero cuando Cristo te tocó fue que le dio sentido.

Dios le dijo al pueblo de Israel: ustedes no me escogieron a mí, ¿sabe qué es lo extraordinario del evangelio? “Yo os elegí a vosotros”.

Eso debe servir para servir humillado, porque hay gente que cuando sirve se sube, pero si Dios no te hubiera usado, no hubiese pasado nada.

Esto no son las voces porque eso no impresiona a Dios, lo que impresiona a Dios es cuando un pueblo se reúne adorar al que vive, cuando es la iglesia la que se une adorar a Dios con el alma, con el corazón.

¡Da a Dios todo, Dios hace cosas extraordinarias!

Aunque usted tenga una voz bonita eso a Dios no lo mueve, no son las voces lo que necesitamos, es la mano de Dios, que la mano del altísimo nos toque, nos use, porque el pueblo de Dios fue escogido para eso, para publicar las maravillas.

Cuando uno canta, uno debe hacerlo para Cristo, que nos llamó de las tinieblas a su luz admirable.

“Más vosotros que en otros tiempos no habías alcanzado misericordia, pero ahora habéis alcanzado misericordia”.

Cuando la iglesia decide buscar y adorar a Dios suceden cosas extraordinarias, cuando hay alguien que abre el corazón, el alma, cuando hay alguien que adora a Dios de verdad y no de labios, suceden milagros.

También te puede interesar: La alabanza y la adoración sólo es para Dios

Porque hay gente que puede cantar muy bonito, pero el Señor le dijo aquel pueblo.

“Este pueblo de labios me honra, pero su corazón está lejos de mí”.

Por eso, si hay algo que Dios quiere, es que nosotros abramos el corazón entendiendo que Dios nos escogió es para que hoy le adoremos, le exaltemos y le glorifiquemos.

Dios sabe que aquí hay un pueblo, hombres de barro con defectos, porque quizás los ángeles ahora gozan de alguna perfección.

Síguenos en Facebook Generación Pentecostal

Si ser cristiano te avergüenza pierdes el tiempo en la iglesia.

Pero usted y yo somos humanos, gente por la que en el mundo no daban nada.

Hay gente que llega al culto y no adora a Dios porque lo ignora, pero cuando usted entre a algún lugar, es verdad que tenemos que ser reverentes.

Pero no se cohíba de darle a Dios lo que él se merece, adórelo, exáltalo, glorifíquelo.

Nosotros tenemos que entender que lo que tenemos no nos pertenece, le pertenece a Dios.

Por eso, mi vida, mi talento, mi destreza, mi ministerio tiene dueño, por eso, las cosas que hacemos, las hacemos para Dios.

Cada culto que Dios nos regala, cada programa, es una oportunidad que Dios nos da de expresarle cuánto le amamos.

El día que la iglesia decida adorar, pero en una adoración que salga del alma de manera unánime, todo cambiará.

Que no vayamos al culto solo pensando en quién va a cantar, quién va a predicar, porque eso nos está dañando y de alguna manera nos está desviando de quién es la gloria y por eso hoy estamos viendo gente tan fracasada.

También te puede interesar: La adoración y el verdadero culto

El hecho de que ores por alguien, de que cantes y Dios te use, no quiere decir que seas poderoso, la alabanza, la gloria, es de uno que se llama Jesucristo.

SUSCRÍBETE

Únete a más de 5.000 personas que ya reciben contenidos exclusivos.
Sólo ingresa tu correo electrónico en el campo de abajo y espera el correo de confirmación.

Si ser cristiano te avergüenza pierdes el tiempo en la iglesia.

Parece que lo que hoy mueve masas es quién viene para el evento, venga quien venga, predique quien predique, mi cita es con Dios, lastimosamente eso es lo que nos está moviendo.

Pero recuerda: A Dios no le impresiona cualquier cosa.

Hay gente que de no tener a Cristo estuviera tirado en las calles, lo que le ha dado valor es Dios.

Estos días me encontré a la profe que me marcó el boletín y me dijo, pero ¿Quién te cambio? Y le dije: mira para arriba, hay un Dios que lo que desprecian los hombres, él lo escoge.

También te puede interesar: 10 veces mejores para Dios

Por eso, cuando Dios te use, la gloria, la honra es solo para Jesús, el día que el pueblo entienda eso.

El día que la iglesia no la mueva los predicadores de seguro cosas extraordinarias van a pasar.

“Este pueblo he creado para mí, mis alabanzas publicarán”.   

Qué bueno que cuando nos reunamos en el culto, nos unamos para adorar y glorificar el nombre del Señor.

“Mira cuán bueno y cuán delicioso es habitar los hermanos juntos y en armonía, porque allí envía Jehová bendición y vida eterna”.

No importa la condición, no importa los problemas, adoremos a Dios, teniendo presente siempre que a Dios no le impresiona cualquier cosa.

Por: Olmedis Castro

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.